Spanish Translation: Jeff Pooley’s “Investigaciones Sobre Los Medios de Información Deben Ser Actualizadas- Artículos Iterativos Para un Mundo Que Cambia Rápido”

Los estudiantes en mi clase de Medios Sociales se ríen a carcajadas cuando un artículo que estamos leyendo presenta a MySpace como objeto de. MySpace se presenta todo el tiempo, y también Dodgeball, Flickr, y Orkut. Se ríen cuando cuando hay una mención casual de Digg- que tuvo ciclos do éxito y fracaso. Yo los entiendo a mis estudiantes. Es un poco ridículo y por eso, de vez en cuando, substituyo por esos artículos otros escritos por periodistas inteligentes y catedráticos como danah boyd y Nathan Jurgenson. Los artículos en revistas académicas, aunque hayan sido publicados durante los últimos dos años, abecés presentan data colectada mas de cinco años atrás.

Claramente, eso es un problema y no solamente porque los estudiantes se burlan. Si no también porque representa también el problema que cuando llega el momento que al fin publicamos nuestras investigaciones ya son anticuadas.   Si ejercer nuestra profesión es como trabajar en u proyecto cooperativo, igual que una conversación entre muchos, entonces el tiempo que toma el proceso, desde que asemos nuestra investigaciones asta que las publicamos en artículos, causa un atraso que inhibe el intercambio intelectual. La realidad es que trabajamos duro para entender algo que cuando al fin publicamos, nuestros resultados ya se han vuelto historia.

Obviamente, el sistema de publicación académico tradicional es culpable. Aun que en nuestra era tenemos la facilidad de “Manuscript Central,” el proceso de enviar un documento vía subiendo lo al sistema parece ser lo mismo que mandar equipaje por una diligencia. Cada parte del proceso parece idiosincrásico –desde reviso del articulo por nuestros pares, después de eso atendiendo los cambio sugeridos, y al fin la espera antes de la fecha que será publicado- parase un purgatorio. El proceso para publicar libros es echo más largo que artículos porque los planes de las prensas dependen en la temporada, la practica de pedir comentario para propaganda para el libro se demora, y presentarlo el libro durante conferencias cuesta meses adicionales.

Investigadores de los medios de comunicación siempre se han encontrado molestos por esos retrasos en el proceso. Ellos investigan un sistema de medios que siempre esta cambiando. Últimamente el problema ha sido empeorado porque el paso de ese cambio se ah acelerado, entonces retrasos que eran antes una molestia son ahora paralizantes. Movilizada por las invenciones en los medios electrónicos y programadores sobre cafeinados, la industria de los medios de comunicación cambia a un paso al cual los que estudian la industria no pueden alcanzar. En la década de 1920s el sociólogo americano William Ogburm observo que el cambio cultural se rezaga comparado con avances técnicos. Lo llamo el “rezago cultural.” Estamos en el medio de algo similar: un rezago académico, que se empeora cada ves que refrescamos el “Techmeme feed.”

Imaginarse que investigaciones académicas actuales son más valerosas que otras eches in el pasado es un modo superficial de medir su impacto. Los maneras como nos representamos online no cambiaron cuando Facebook remplazo a MySpace, por ejemplo. Y solamente por que una investigación se concentró con una red social que ya no existe no significa que los análisis y las ideas que resultaron ya no son aplicables. Generalmente conceptos duran más que la data que los inspiro, y los conceptos que son resonantes duran por décadas. Sin embargo, resultados de investigaciones presentados a tiempo tienen importancia en nuestra profesión. Cambios importantes en la industria de medios de comunicación ocurren rápido. Y nosotros siempre llagamos tarde al comentario. Los comentadores de Silicon Valley les gusta decir que siempre están jodiendo las cosas [breaking shit]. Definitivamente han jodido nuestro modo de presentar nuestras investigaciones al publico.

Para resolver ese problema podemos omitir el sistema académico que usamos para puplicar nuestro trabajo.   Mas académicos que investigan los medios de comunicación están presentando su trabajo directamente al publico, como Zeynep Tufekci con sus estudios sobre tópicos del impacto de la tecnología y la sociedad o Galen Panger con su estudio de Facebook, por ejemplo. En el pasado reciente hemos tenido que competir por el pequeño campo en las paginas de revistas de opinión como The Atlantic or The New Republic Si uno tenia la suerte de publicar in esas revistas, tenemos que cambiamos nuestra prosa para que el articulo sea mas corto y sin referencias. Ahora es fácil de encajar las citas discretamente en laces, y el recorte de un artículo no es más que una decisión sobre la lucidez del autor y la capacidad del publico a prestar atención. Tenemos la opción de publicar nuestros análisis de en virios puntos públicos, algunos de los nuevos son JSTOR Daily, The Conversation o Medium.

Un beneficio adicional de publicar en esos logares es que nuestro trabajo puede competir con personas inteligentes que no son académicos como Clive Thompson o Nicholas Carr. Es cierto que el numero de nuevas plataformas de publicación crean n problema de abundancia de información publicada. Pero a través de endosos vía Twitter y la sabiduría de la multitud exigente come por ejemplo Pocket’s “Best Of” o Nuzzel artículos que son bien escritos realmente encontraran una audiencia. De todas formas hay poco riesgo, cuando uno elige un medio popular, que nuestras análisis se quedan suspendidas, sin quien las lea, detrás de el costo de Elsevier

Obviamente no es practico que académicos solamente escojan The New Inquiry o TimesOpinionator para publicar los resultados de sus investigaciones. Comités de evaluación para la tenencia descuentan publicaciones in la prensa popular, y profesores que publican sus resultados solamente para el publico y no para sus colegas disminuyen su propia reputación. Es indudable que las profesiones mantienen sus fronteras y divisiones en esta manera pero también esta practica refleja los temores que presentar resultados en publicaciones populares (y no hacerlo también en revistas de la profesión) es un modo de evitar el proceso en cual resultados son revisados por nuestro pares. La revisión por pares puede ser lenta e irritante, pero nuestro escepticismo organizado en el proceso de reviso por pares es la manera que usamos para validar los resultados y conclusiones de nuestras investigaciones. Es el único baluarte epistemológico que tenemos.

¿Por qué no acelerar el proceso de revisión por pares? Eso junto con un calendario de publicación acelerado ciertamente ayudará. Estoy convencido que podríamos reaccionar mas rápido a cambios en la industria de medios si los retrasos en el proceso fueran conectados mas directamente el tiempo que toma el reviso de nuestros artículos o libros por nuestros pares y no a otras cosas que no valen la pena. También sería bueno saber que nuestro trabajo gratis no va solamente para agrandar el margen de beneficio de Springer. Open Access revistas en las ciencias naturales como PeerJ y PLOS One, dan prioridad a la velocidad de revisión por pares. Pronto va a estrenar la Biblioteca Abierta de Humanidades (Open Library of Humanities) y se compromete a replicar las beneficios para las ciencias sociales y humanidades.

También vale la pena probar los varios experimentos que están haciendo nuestros colegas con cambios al proceso de revisión por pares. En esos ellos asen la revisión después de haber publicado resultados. Esto cambios son que son mas comunes en las ciencias naturales. PubMed Commons, PubPeer, y Faculty of 1000 son tres ejemplos. La idea es que dos o tres colegas anónimos (y probablemente retrasados en su obligaciones para revisar artículos) no deberían ser los únicos con el poder para certificar nuestra investigaciones. ¿Por qué no remover los obstáculos que bloquean el proceso de publicación y dejar que lectores informados revisen los resultado de las investigaciones? Calificaciones y comentarios de académicos calificados, nombrados o anónimos podrían designar las publicaciones que son buenas y el proceso seria echo más rápido. Esto resultaría en que la publicación salga antes de reviso por pares pero que todavía lo tenga después de publicacion.

Por qué esperar para el proceso completo antes de publicar un articulo? ¿No se puede añadirse más tarde los detalles formales de la revista de investigaciones (el formato, paginación, y el logo)? Así es como la gente chévere (físicos y matemáticos) lo hacen. Ellos depositan sus resultados en arXiv. Eventualmente serán publicados, pero en el ínterin serán leídos y citados por colegas. Para participantes de arXiv, la publicación oficial es más como una vitrina de museo, para los comités de tenencia y los historiadores de la ciencia.

Después de considerarlo todavía no estoy convencido que las estrategias para publicar los resultados de investigaciones que e mencionado as este punto ayudaran mucho para resolver el dilema que tienen catedráticos que estudian los medios de comunicación. ArXiv trabaja para los físicos porque acepta artículos distribuidos rápido, para que sean leídos y citados inmediatamente por académicos que presentaran el siguiente grupo de artículos que cubre la misma materia. Lo que cambia rápido para fiscos es el conjunto de trabajos de investigación, no el tópico ni las layes de la naturaleza que estudian. ArXiv permite que científicos de las ciencias físicas compartan y discutan resultados de investigaciones dirigidas a problemas firmemente definidos.   El paso del descubrimiento es determinado por la velocidad al cual las investigaciones que son publicadas. No por la velocidad al cual cambia el tópico de estudio.

Pero para nosotros no las investigaciones que cambian rápido; es la realidad de nuestro tópico de investigación. El problema no es, por ejemplo, que necesitamos los datos sobre quarks que fueron producidos por un colega légano. En nuestro caso el problema es que jóvenes están abandonando los algoritmos de Match.com , por ejemplo, para las gratificaciones inmediatas que da Tinder. Eso significa que un estudio echo hace tres meses de Match.com ya no es actualizado. Para los físicos en comparación, las propiedades fundamentales del quark no cambian ah esa velocidad.

Otra manera de ilustrar el punto es invocando el contraste echo por sociólogos de la vida académica. En el libro Academic Tribes and Territories, Tony Becher y Paul Trowler distinguen entre los modos de las disciplinas academices y las llaman rurales o urbanas. Disciplinas “urbanas” como la física tienen una gran cantidad de personas que trabajan en temas específicos y bien definidos. Disciplinas “rurales” como las de estudios de medios de comunicación no son concentradas y tienen fronteras mas porosas con académicos vagabundos que les gusta cruzar las fronteras de las disciplinas.

Es obvio qué los académicos del equipo “urbano”, con una alta proporción de personas investigando problemas que necesitan resolución, necesitan un sistema rápido para intercambiar sus resultados. La colaboración y la competencia hacen los hace compartir resultados por medio de arXiv. Es una necesidad de so tribu en la profesión. El punto del sistema es asegurar que científicos siempre se informen uno al otro. Viviendo la vida rural, nosotros los académicos de los medios no estamos presionados para estar en contacto constante con otros académicos. Nuestro problema, irónicamente, no es como el problema urbano, uno de comunicación. Nuestro problema, en cambio, es que los focos de nuestra investigación no se quedan quietos.

La manera que podemos resolver este dilema es asegurarse de que también nuestras investigaciones no se queden quietas. Algunas de nuestras publicaciones, deben actualizarse con regularidad. En lugar del método actual (que ya es antiguo por siglos) de publicar una sola vez la versión que todos aceptan come la mas correcta, tenemos que publicar varias versiones sobre el tiempo, incorporando nuevos datos, la literatura secundaria, y incluir eventos actuales. Si el modelo existente es inerte y basado en componer una sola vez la publicación, lo que estoy sugiriendo aquí es algo dinámico y orgánico.

Hay un montón de análogos que podríamos tomar prestados. Uno de los modelos en boga es “Vox Card Stack”, que son entradas (parecidas a tarjetas) que expliquan tópicos en las noticias (por ejemplo, “Israel-Palestine” or “Obamacare”) y que reciben actualizaciones periódicas sobre Vox.com. Eso es lo que Ezra Klein creo para complementar la norma en reportaje que usualmente presenta “pedacitos de realidad reciente” con contexto y historia antecedente mas extensa.  Las “tarjetas,” tienen un doble carácter: Tienen temas estables, pero el contenido es dinámico. Las tarjetas son modificadas para reflejar los desarrolles en la “historia” que contienen. Wikipedia funciona en esta manera también, asta incluye entradas de noticias del memento.

El problema que tienen modelos como Vox o Wikipedia es que es difícil seguir tomando cuenta de las actualizaciones. Por razones buenas y malas, catedráticos dependen en las citas que encuentran en la literatura de investigaciones. Necesitamos, referencias exactas y estables para citar, aunque queremos rechazar la idea que ahí solamente una versión oficial para un tópico. Si vamos a tener un montón de versiones, deben ser ordenadas y fácilmente accesibles. También nos gustaría una indicación que existen revisiones, tal vez en el texto junto con los resúmenes de puntos importantes, como un tipo de registro de cambios.

El modelo ye existe para esta estrategia de ordenar revisiones en por ejemplo los programas de computadoras. Programas son actualizados regularmente, y los cambios son documentados con números contando la versión y notas explicando los cambios. “Software versioning” es ahora un tropo lingüístico común, invocada por los fanfarrones de la industria de computadoras y también nuestros colegas ( “Estudios de Medios 2.0“). Es fácil imaginarse la versión 2.2 de un artículo con versiones anteriores accesible en un archivo electrónico.

La analogía con programes de computadora carga una cantidad de equipaje cultural. La idea que investigadores jóvenes regularmente pondrán sus mas últimos “point releases” acompañados con notas de margen me da escalofríos. Las tradiciones de las disciplinas académicas, como los estudiosos de los medios que son cargados con examinar críticamente a Silicón Valley, no debe parecerse a la tradición autocomplaciente de los “start-ups” de “Silicón Valley”. Si estamos de acuerdo que los estudios de medios de comunicación necesitan un sistema mas dinámico para el proceso de revisar y re-revisar publicaciones, seguramente vamos a necesitar tradiciones nuevas para publicar y citar, e un sistema como lo que tiene GitHub para administrarlo todo. Pero debemos tener cuidado con las metáforas que usamos para explicar lo que queremos.

Mi preferencia es que usemos la idea de “ediciones” -una idea con origen en literatura y las profesiones académicas. Usando la idea de ediciones es la forma que los editores de libros organizan versiones de libros sucesivas. El punto sería que se extienda la idea de ediciones a todas las publicaciones en nuestra profesión para acomodar cambios iterativos.
Francamente, la distinción entre libro o artículo se a vuelto arbitraria. En su lugar ya estamos viendo flexibilidad en número de palabras, con oportunidades para producir artículos tan largos como una novela corta, por ejemplo. No hay razón por que no podemos ser beneficiarios de “editioning” se escribimos artículos que son largos pero no pasan las 50.000 palabras.

 

No estoy proponiendo que abandonamos completamente el modelo académico que nos dice: Deben publicar sus resultados o serán olvidados. Los estudios importantes y basados en eventos contemporáneos, probablemente merecen ser “congelados” en el tiempo [sin versiones]. Y por supuesto las publicaciones que son “editioned” serían retiradas eventualmente; nadie se va a comprometer a mantener actualizaciones indefinidas.

Aceptamos que también hay muchos obstáculos para un sistema de “editioning” como el que estoy sugiriendo. La práctica de la citación y los procesos de trabajo modernizados para hacer posible las actualizaciones iterativas serian afectadas. Por ejemplo, en el proceso de revisión por pares seria práctico someter cada revisión un reviso por pares? Sería posible que un critico permanezca comprometido a revisar ediciones por el tiempo que la publicación sigue siendo “editioned?”
Verdaderamente el sistema actual no funciona, y en particular está fallando a los estudiosos de los medios de comunicación. Si queremos debate académico actualizado, si queremos ser parte de la conversación pública, tenemos que acelerar el paso de publicar nuestros resultados. No se puede publicar más (ni debemos hacerlo). En su lugar debemos tener sistemas para a publicar nuestro trabajo con más frecuencia y mas veloz.

English version :  Media Scholarship Needs Updating: Iterative Article “Editions” for a Sped-Up World

 

Leave a reply